Carreteras del hampa

 

Viajar en las carreteras de México ya es casi una actividad de alto riesgo y no necesariamente por las curvas, las señales confusas o el estado del pavimento. Durante 2012 se registró un promedio de diez robos a automovilistas, choferes y transportistas que circulaban por las carreteras… todos los días.

 

 

Lo anterior se suma a algunos casos de secuestro, homicidio y extorsión que se cometen en las autopistas y caminos federales, y de los que no hay una estadística oficial precisa.

 

 

Los datos del Sistema Nacional de Seguridad Pública (SNSP) señalan que en 2012, se cometieron un total de tres mil 503 robos en las carreteras del país, de los cuales, poco más del 50% se cometieron con el uso de violencia.

 

 

La mayor incidencia, se concentró en los distintos tramos de las carreteras que se utilizan para viajar a Guerrero, Veracruz, Michoacán y Tamaulipas, pues fue en esas vías donde se cometieron uno de cada dos asaltos  por los cuales se inició una averiguación previa.

 

 

La carretera que conecta Guerrero con Veracruz, y que atraviesa Morelos, Puebla y el Estado de México, acumuló en 2012 un total de mil 422 robos con y sin violencia a automovilistas y transportistas, lo que la convierte en la ruta con la mayor incidencia delictiva.

 

 

Más información en Diario 24 HORAS