Europa persevera en la carrera espacial a Marte

"Misión a Marte de la ESA (recreación artística)"

Europa planea seguir adelante con las misiones a Marte previstas para los años 2016 y 2018.

Los estados miembros de la Agencia Espacial Europea (ESA, por sus siglas en inglés) reiteraron este jueves su apoyo a las misiones en una reunión celebrada este jueves en París.

Los planes para enviar un satélite y un robot al plantea rojo habían sido puestos en duda después de que Estados Unidos se retirara de los proyectos por falta de fondos.

Pero ahora será Rusia la que se asocie con Europa, asumiendo tareas importantes, como la de proporcionar dos cohetes a la misión.

Pese a todo, por delante quedan importantes escollos que superar para que las misiones lleguen a buen puerto, especialmente en lo relacionado con el financiamiento por parte de los países europeos.

La ESA había calculado que el costo de los proyectos ExoMars alcanzaría los US$1.300 millones, pero la salida de la Agencia Espacial de EE.UU. (NASA, por sus siglas en inglés) y la consecuente reorganización que será necesaria, probablemente añadirán unos cuantos millones de dólares a la cuenta final.

Los estados miembros de la ESA pidieron este jueves al Comité Ejecutivo de la agencia que busque la manera de completar los fondos que puedan faltar. Una posibilidad sería que otros proyectos de la agencia sean retrasados y se dé prioridad al ExoMars.

Es probable también que a los países miembros se les pida aumentar sus contribuciones cuando los ministros europeos de ciencia se reúnan el próximo noviembre para establecer los objetivos y el presupuesto de la ESA a medio plazo.

Diseño previo

En la reunión de este jueves, los miembros del Consejo de la ESA también fueron informados sobre los últimos planes de las misiones.

El satélite será lanzado en 2016 en un cohete Proton ruso con el objetivo de estudiar la atmósfera de Marte. La retirada del proyecto de la NASA significa que Europa y Rusia deberán proporcionar a la misión los instrumentos que debía suministrar la agencia estadounidense.

Por otro lado, continúa en pie la idea de que el satélite envíe un pequeño módulo a la superficie del planeta, aunque ahora se espera que los rusos adopten un rol mucho más activo en esta parte de la misión.

Así, Rusia proporcionará una batería de radioisótopos para dar energía al módulo y a sus instrumentos durante meses. En un principio, las operaciones sobre la superficie marciana debían durar tan sólo unas horas.

Además, parte de la tecnología que será utilizada para la entrada, descenso y aterrizaje del módulo también será utilizada en la misión del robot que será enviado al planeta rojo en 2018.

Como en el caso del satélite, el robot partirá a Marte en un cohete ruso Proton.

El diseño del robot de seis ruedas se remonta a antes incluso de que Europa pensara realizar la misión de forma conjunta con EE.UU. El peso del aparato rondará los 300 kilos.

Llevará a bordo el instrumental necesario para buscar signos de vida pasada o presente en las muestras que tome de debajo de la superficie del planeta.

Puerta abierta a la NASA

Uno de los asuntos clave ahora es que el tiempo se está acabando para hacer que el satélite este listo para su lanzamiento en 2016.

Miembros de la ESA y del fabricante aeroespacial italiano Thales Alenia Space (TAS) se reunirán en las próximas semanas para determinar si aún es posible cumplir con el calendario previsto.

Si la respuesta es positiva, se firmará un contrato con TAS para que construya el equipo necesario.

Si el plazo es considerado poco realista, toda la estructura del proyecto ExoMars deberá ser reconsiderada, aunque confían en que ello no sea necesario.

Además, en los próximos meses deberá formalizarse la asociación entre la ESA y la Agencia Espacial rusa.

Aunque la NASA se ha retirado del proyecto, en la ESA todavía se muestran confiados en que reconsidere su decisión.

'La puerta está siempre abierta a la NASA, quizás para el año 2018, y así podremos consolidar aún más la misión', dijo el portavoz del director general de la ESA, Jean Jaques Dordain.

BBC Mundo.com - Todos los derechos reservados. Se prohíbe todo tipo de reproducción sin la debida autorización por escrito de parte de la BBC.