Pakistán a las puertas de una crisis política

"Raja Pervez Ashraf"

Pakistán vive a las puertas de una crisis política a sólo meses de las elecciones.

Las señal más fuerte de que ello puede ocurrir es la orden de arresto emitida el martes por la Corte Suprema del país contra el primer ministro Raja Pervez Ashraf y otras 15 personas por acusaciones de corrupción.

Según el corresponsal de la BBC en Islamabad, M Ilyas Khan, esta orden se produce a más de un año de que el caso llegara al alto tribunal.

Ashraf es acusado de aceptar sobornos en 2010, cuando era ministro de Agua y Energía y aprobó proyectos para la generación de energía, algo que él ha negado insistentemente.

Esto no lo descalifica automáticamente, pero los analistas creen que la oportunidad escogida por la Corte Suprema para emitir su orden de detención resulta sospechosa en momentos en que hay protestas masivas y se está a meses de los comicios, aunque también señalan que es improbable que esto conduzca a su inmediata defenestración.

El clérigo tras las protestas

La medida del alto tribunal se conoció cuando un clérigo populista dirigía a miles de manifestantes hasta Islamabad para exigir la renuncia del gobierno.

Las calles de la ciudad se han visto obstruidas por los manifestantes anticorrupción, encabezados por este religioso canadiense de origen paquistaní, el doctor Tahirul Qadri, según relata nuestro corresponsal.

Tahirul Qadri

"Tahirul Qadri"

El caos ya reinaba en Islamabad cuando la marcha programada por Qadri con mucha anticipación desde la ciudad de Lahore culminó en una concentración masiva.

Desde la llegada de Qadri al país el mes pasado, sus críticos lo han acusado de tratar de descarrilar el sistema democrático.

Se ha especulado con que podría estar 'pescando' por un rol para los militares y el poder judicial cuando se nombre un gobierno interino que presidirá sobre las elecciones, programadas para mayo, dice Khan.

El clérigo expresó su deseo de que las fuerzas militares y judiciales participen en la instauración de un gobierno de transición que supervise los comicios, pero el gobierno lo acusa de tratar de postergarlas.

Hubo un ambiente de euforia masiva cuando los manifestantes se enteraron de la noticia de la orden de arresto contra el primer ministro. Algunos saltaron de alegría y otros se abrazaron con lágrimas en los ojos.

Se produjeron breves enfrentamientos el martes antes de que Qadri hablara ante sus miles de simpatizantes acampados cerca del Parlamento, comprometiéndose a continuar su protesta indefinidamente.

Siempre la corrupción

'Hasta ahora no hemos recibido nada por escrito de la Corte Suprema. El gobierno, el Ministerio de la Ley y el primer ministro no han recibido ninguna orden de la Corte Suprema', declaró el ministro de Información, Qamar Zaman Kaira, al canal de televisión privado Geo.

'Debería tomarse en cuenta el momento de la decisión. Por lo que me han dicho, el nombre del primer ministro no está mencionado en la orden de la Corte Suprema y se ha creado un rumor', afirmó.

Nuestro corresponsal cree que el momento podría ser sólo una coincidencia, pero para muchos observadores refuerza las sospechas de que el clérigo es respaldado por elementos judiciales y militares.

En los últimos años, el gobierno, el poder judicial y los poderosos militares de Pakistán han estado enfrentados.

El predecesor de Ashraf, Yousuf Raza Gilani, fue forzado a dejar su puesto en junio del año pasado, después de que la Corte Suprema lo declarara culpable de desacato por no impulsar un caso de corrupción contra el presidente.

Ashraf fue nombrado en su lugar, aunque muchos predijeron que su paso por el cargo también sería problemático.

La orden de la Corte Suprema dice que el primer ministro y los otros acusados deberían ser arrestados y presentados ante el tribunal dentro de 24 horas. Pero los corresponsales indican que los abogados de Ashraf podrían encontrar modos de posponer cualquier comparecencia.

Acosado por la controversia

Protesta en Islamabad

"Protesta en Islamabad"

No hubo un comunicado inmediato del gobierno tras la orden de arresto. El presidente Asif Ali Zardari estaba celebrando una reunión de figuras destacadas del gobernante Partido del Pueblo Pakistaní (PPP) en Karachi, según la televisora estatal PTV.

Ashraf debería conducir al partido a las elecciones generales de mayo. En su mayoría, los observadores esperan que el equilibrio de poder en los próximos comicios parlamentarios se mantenga igual en líneas generales, a menos que haya una alta concurrencia a las urnas, lo cual les permitiría a partidos más pequeños traducir el apoyo popular en escaños.

Ashraf ha sido durante mucho tiempo una importante figura en el PPP y dos veces ministro del gobierno que está en el poder desde 2008.

Pero su periodo como ministro del Agua y Energía es el que quedó marcado por la controversia.

El gobierno necesitaba generar más energía para lidiar con la escasez de electricidad, pero hubo acusaciones de corrupción de la oposición en torno de los llamados 'Proyectos de Renta de Energía' destinados a resolver la crisis.

Los críticos lo etiquetaron como 'Raja Rental' debido a las comisiones ilícitas que se le acusa de haber recibido, aunque él ha negado consistentemente estas acusaciones y dejó el Ministerio de Agua y Energía en 2011.

Pero muchos analistas argumentan que este caso simplemente podría ser una continuación de la larga disputa entre el gobierno encabezado por el PPP y el poder judicial.

BBC Mundo.com - Todos los derechos reservados. Se prohíbe todo tipo de reproducción sin la debida autorización por escrito de parte de la BBC.