Independentismo en Cataluña: cinco preguntas y dos puntos de vista

"Salvador Cardús"

Día soleado en Barcelona. Una clase de 20 o 30 niños de no más de 10 años se sientan en unos escalones. 'Chicos, ¿cómo se llama esta plaza?', dice el maestro en tono didáctico. Los niños responden al unísono: '¡De España!'. 'Muy bien. Cuando tengamos la independencia le cambiaremos el nombre. ¿Cómo la llamaremos?'.

Los niños aceptan el juego y comienzan a lanzar nombres: de dibujos animados, cantantes, personajes de la televisión...

Frente a ellos, un tráfico intenso gira alrededor de la rotonda. Al otro lado de la plaza, a los pies de Las Arenas de Barcelona, una antigua plaza de toros convertida en centro comercial, BBC Mundo le pregunta a Fredi, nacido en Ecuador pero residente en Barcelona desde hace más de 11 años, qué piensa del independentismo catalán.

'Todos somos España. Lo dice en los pasaportes y en los DNI. Que todos somos españoles. Esto es simplemente una cortina de humo para tapar los problemas económicos', sentencia.

Son, quizá, puntos de vista extremos. Pero otras voces aportan otros matices. Pablo, guía turístico jubilado, defiende que 'Cataluña tiene derecho democráticamente a decidir'. 'Hay muchas cosas que nos diferencian del resto de España, también que nos unen', dice Ana, sentada en la terraza de un bar.

El debate sobre la relación entre Cataluña y el resto de España está en la calle.

Sobre todo después de la manifestación del 11 de septiembre, día nacional de Cataluña, que sacó a la calle entre 600.000 y 1,5 millones de personas -según la delegación del gobierno y según la policía local, respectivamente- bajo el lema 'Cataluña, un nuevo estado de Europa'.

Casi dos semanas después de esa marcha, el presidente del gobierno catalán, Artur Mas, convocó elecciones anticipadas.

Desde entonces, el derecho a convocar un referéndum por la independencia de Cataluña -y la independencia misma- se ha situado en el centro de la discusión política.

BBC Mundo les planteó a dos expertos algunas de las preguntas básicas sobre una cuestión en la que, muchos coinciden, 'falta información'.

¿Sería factible la independencia de Cataluña?

Salvador Cardús

'Yo creo que sí, no sólo factible sino, me atrevería a decir, muy probable. Y en menos tiempo del que se piensa. Si en Cataluña se diera una mayoría amplia a favor de la independencia, eso sería prácticamente imposible de parar', asegura a BBC Mundo Salvador Cardús, escritor y profesor de sociología de la Universidad Autónoma de Barcelona.

Francesc de Carreras

Francesc de Carreras

"Francesc de Carreras"

Para Francesc de Carreras, catedrático de Derecho Constitucional de la misma universidad, 'una cosa es la factibilidad de la independencia de Cataluña y otra la conveniencia'.

De Carreras considera que Cataluña podría ser 'viable' como país independiente, pero cree que este sería un proceso costoso.

'Hasta que se consolidara como estado perdería mucho desde el punto de vista económico. También se crearía el malestar dentro de la población catalana y ambos factores crearían inestabilidad social', le dice a BBC Mundo.

¿Cuál sería la 'hoja de ruta' para un referéndum?

Salvador Cardús

Artur Mas, presidente del gobierno catalán

"Artur Mas, presidente del gobierno catalán"

'El primer paso sería agotar todas las vías para alcanzar la independencia dentro de un orden jurídico', señala Cardús, quien considera que 'con una lectura estricta de la actual Constitución española eso va a ser muy difícil'.

Si esa vía fracasara, apunta, 'habría que proceder a algún tipo de ruptura con la legalidad vigente. O bien buscando el amparo en instituciones internacionales o procediendo por la vía de los hechos consumados'.

'El siglo XX es la historia de la incorporación de decenas de países al escenario mundial, la mayoría de los cuales consiguieron su independencia no porque las leyes lo previeran de antemano sino porque así fueron las voluntades de sus pueblos', agrega.

Francesc de Carreras

Aunque contrario a la independencia, Francesc de Carreras estaría de acuerdo con la realización de un referéndum sobre ese tema.

'Esto es el terreno de la democracia y de la libertad de expresión', dice.

El catedrático compara el caso de Cataluña con el de Quebec en Canadá y con el de Escocia en el Reino Unido.

'El Tribunal Supremo canadiense sentó una muy buena doctrina democrática: ante una pregunta clara y una mayoría clara que expresara una voluntad de independencia, tienen que sentarse a negociar las partes de forma pacífica y acordada', apunta.

'Yo creo que esto sería de aplicación a España. No automáticamente, pero creo que se podría hacer. Hay que saber qué piensan los catalanes de la independencia', agrega.

¿Qué ganaría y qué perdería Cataluña con una eventual independencia?

Salvador Cardús

Marcha contra la independencia en Barcelona

"Marcha contra la independencia en Barcelona"

Salvador Cardús ve dos ventajas en una hipotética independencia catalana: 'la esperanza de poder gestionar mejor la diversidad cultural y la de poder conseguir una mayor prosperidad económica y social'.

Cardús señala que el desequilibrio entre el dinero que Cataluña aporta al conjunto de España y el que recibe de vuelta -el denominado déficit fiscal- es 'insostenible' y considera que sería una ventaja si Cataluña pudiera gestionar sus propios recursos económicos de forma directa.

Francesc de Carreras

Carreras no ve 'ninguna ventaja' para una posible Cataluña independiente.

'Cataluña entraría en una situación financiera catastrófica. Se encontraría sola ante los mercados mundiales, con poco apoyo en la UE y fuera del euro', señala.

Por otro lado, Carreras analiza la cuestión del déficit fiscal desde otro punto de vista: 'si tu coges una parte del territorio donde hay mas riqueza y se pagan lógicamente más impuestos, naturalmente hay un desequilibrio. Pero esto son cosas aleatorias'.

¿Por qué ahora el auge del independentismo?

Salvador Cardús

Manifestación a favor de la independencia en Barcelona

"Manifestación a favor de la independencia en Barcelona"

Salvador Cardús considera que la clave del aumento de las demandas de independencia hay que buscarla en la sentencia que declaró inconstitucional buena parte del estatuto de autonomía de Cataluña, dictada por el Tribunal Constitucional español en 2010.

El estatuto de autonomía es la ley que regula las competencias del gobierno catalán. En 2006 había sido aprobada por el parlamento catalán y apoyada por un 70% de los votos en un referéndum consultivo en Cataluña.

'Tras la sentencia del tribunal constitucional es como si se pasara página. La autonomía ya no sirve y se va a por otro escenario, el de la independencia', indica.

Francesc de Carreras

Francesc de Carreras relativiza la importancia de esa sentencia, que califica de 'esperable y con fundamento'. En cambio, el catedrático de derecho constitucional cree que el auge del independentismo tiene otro origen.

'Esto se viene preparando desde hace muchos años. Existe una propaganda política a favor de la independencia que muchos pueden llegar a creer. Y en estas cosas hay un efecto contagio. Si en tu familia o amigos van aumentando los independentistas, tú te apuntas', comenta.

¿Sería una hipotética Cataluña independiente parte de la Unión Europea?

Salvador Cardús

Banderas de Cataluña, España y la Unión Europea

"Banderas de Cataluña, España y la Unión Europea"

'Lo que sabemos es que no hay nada escrito, que los tratados no prevén una situación de este tipo. Sirve para esa reflexión pensar en lo que pasó con la reunificación alemana, que tampoco estaba prevista en ningún tratado. Alemania se reunificó sin que nadie rechistara', indica Salvador Cardús, quien se muestra optimista restecto a la posible incorporación de Cataluña como estado independiente en la Unión Europea.

'Uno se pregunta: ¿a Europa le conviene que Cataluña esté fuera de Europa cuando es aportadora neta de recursos? Alguien podría decir que por razones políticas España podría vetar su entrada. Pero, ¿está España en condiciones de vetar de forma unilateral la presencia de Cataluña en Europa?', sugiere.

Francesc de Carreras

El análisis de Francesc de Carreras es menos optimista.

'Quizá a nadie en la UE le interesa una separación de Cataluña de España. Ya están preocupados porque 27 estados ya es bastante inmanejable. Además, los sectores más euroescépticos temerían que esto pudiera suceder en otros países. Pensemos en Gran Bretaña, en Bélgica, Italia y otros países que tengan minorías nacionales'.

BBC Mundo.com - Todos los derechos reservados. Se prohíbe todo tipo de reproducción sin la debida autorización por escrito de parte de la BBC.