Cuatro efectos de la tregua en Gaza

"Mapa de Gaza"

Tras ocho días de violencia, cerca de 160 muertos, miles de ataques aéreos y los rumores de una posible ofensiva terrestre, Israel y Hamas firmaron este miércoles un cese el fuego.

El ministro egipcio de Relaciones Exteriores, Mohamed Kamel Amr, anunció el acuerdo en El Cairo, en compañía de la secretaria de Estado de Estados Unidos, Hillary Clinton.

Entre los puntos establecidos, Israel se comprometió a finalizar sus ataques aéreos, terrestres y marítimos en la Franja de Gaza, mientras las facciones palestinas acordaron no lanzar más misiles desde Gaza hacia Israel (ver recuadro).

El acuerdo se dio a conocer en un día de intensas actividades militares que incluyeron la muerte de al menos 13 personas en Gaza, el envío de misiles de ambas partes y la explosión de un bus en Tel Aviv que deja hasta el momento 21 heridos.

¿Cómo se llegó a esta tregua, que ha generado tantas expectativas? ¿Y, sobre todo, qué efectos tiene?

Una posible invasión terrestre

Los expertos consultados por BBC Mundo coinciden en que el acuerdo se gestó principalmente para evitar la posibilidad de un ataque terrestre de Israel, que habría sido altamente costoso para ambas partes.

'Políticamente, ninguna de las partes quería que el conflicto aumentara aún más', dice Daniel Byman, experto en temas de seguridad en Medio Oriente del Instituto Brookings, un centro de estudios de Washington.

Una invasión terrestre de Israel habría significado llevar el conflicto a un nivel mucho más arriesgado, pasar de los ataques aéreos a una especie de guerra urbana que habría aumentado considerablemente las muertes de ambas partes, sin contar los riesgos para la población civil.

Israel, además, 'perdería parte del apoyo diplomático que ha tenido y que ha sido considerable', dice Elliott Abrams, asesor de seguridad nacional para el Medio Oriente durante la administración de George W Bush.

Israel contó con el apoyo clave de Estados Unidos, que considera a Hamas un grupo terrorista, y su presidente, Barack Obama, destacó 'el derecho de Israel a defenderse'.

Abrams agrega que Hamas también estaba interesado en evitar un ataque terrestre de Israel porque tendría que soportar graves pérdidas en Gaza, la zona que controla.

'No todas son victorias'

El impacto de la tregua alcanzada este miércoles por Israel y Hamas tiene al menos cuatro aristas.

La primera es el cese de hostilidades.

'Ciertamente es importante porque hay personas que están muriendo y es bueno detener eso', dice Byman.

Sólo el miércoles, antes del anuncio, al menos 13 personas murieron y un bus explotó en Israel.

La segunda es que tanto Hamas como Israel pueden ahora declararse victoriosos en ciertos aspectos.

Abrams explica que Hamas puede mostrar que tiene misiles de largo alcance y que logró mover el centro de gravedad de la política palestina de Ramala a Gaza, mientras Israel puede decir que eliminó virtualmente todos los misiles de largo alcance que fueron contrabandeados de Irán y que obtuvo amplio apoyo internacional por su operación.

Un elemento adicional es que Israel puede reivindicar la efectividad de su Domo de Hierro, el sistema antimisiles bandera que ayudó a financiar Estados Unidos, según Aram Nerguizian, analista de seguridad y desarrollo militar del Medio Oriente en el Centro de Estudios Internacionales y Estratégicos (CSIS, por sus siglas en inglés).

Pero no todas son victorias, dice Abrams.

'Los israelíes no han terminado con el gobierno de Hamas en Gaza y no han eliminado su habilidad de disparar misiles a Israel', dice.

'Hamas, además de molestar a los europeos, también molestó al gobierno egipcio y lo forzó a mostrar que separa los intereses nacionales de Egipto de los intereses más pequeños de Hamas en Gaza'.

Problemas de largo alcance

Un tercer efecto del cese el fuego es que reinvidica el papel de Egipto como facilitador.

Cairo ratificó su puesto en la diplomacia árabe y a la vez evitó tensiones internas (ver recuadro).

El último efecto es que el cese el fuego se enfoca en que ambas partes detengan sus acciones y en la apertura de los cruces fronterizos, pero no aborda problemas con alcances más largos.

'Otros problemas se tratarán cuando surjan', dice el texto.

Pero, según los analistas, hay varios problemas de seguridad superpuestos que deben tratarse si se busca detener la violencia con un efecto más duradero.

'Hay una pregunta de largo plazo: Hamas está tratando de ser al tiempo un gobierno y una organización de resistencia, y eso es difícil. ¿Podrá comprometerse en una dirección o en la otra?', dice Byman.

'El segundo tema es la relación de Hamas con otros grupos radicales de Gaza. Tomar medidas contra esos grupos es muy difícil para Hamas políticamente', añade.

Un tercer tema es la transferencia de armas a Gaza.

'Uno de los elementos críticos acá será si Egipto le permitirá a Irán que rearme a Hamas, que le envíe más de esos misiles de largo alcance. Vinieron a través de Egipto, a través del Sinaí, la mayoría bajo Mubarak', concluye Abrams.

Por eso Nerguizian dice que, en últimas, 'esto (el conflicto) no es sólo sobre Hamas y los israelíes'.

BBC Mundo.com - Todos los derechos reservados. Se prohíbe todo tipo de reproducción sin la debida autorización por escrito de parte de la BBC.