Deja 250 heridos caída de meteorito en Rusia

 

Al menos 250 personas resultaron heridas al caer un meteorito en la provincia rusa de Cheliabinsk, en la región de los Urales, informó este viernes el Ministerio de Situaciones de Emergencia de Rusia.

 

 

Según la entidad, varios heridos sufren lesiones por la rotura de cristales, ya que la onda expansiva tras el impacto del meteorito provocó que saltaran los cristales de las ventanas en muchos edificios, incluidos hospitales, colegios y viviendas.

 

 

Las autoridades de la región pidieron a la población permanecer, en la medida de lo posible, en sus casas y recoger a sus hijos de las guarderías y los colegios.

 

 

El meteorito cayó a unos 80 kilómetros de la ciudad de Satkí, cabecera del distrito del mismo nombre, dijo un portavoz de esa cartera a la agencia oficial rusa RIA-Novosti. "En muchas de las casas de Satkí, así como en algunos edificios de Cheliabinsk, capital de la región con el mismo nombre, saltaron los cristales de la ventanas", dijo el portavoz.

 

 

Algunos medios informaron que había caído una lluvia de meteoritos. "No ha sido una lluvia de meteoritos, sino un meteorito que se desintegró en la capas bajas de la atmósfera", precisó la portavoz del Ministerio de Rusia para Situaciones de Emergencia, Elena Smirnij.

 

 

Agregó que la onda expansiva provocada por la caída del cuerpo celeste hizo saltar los cristales "en algunas viviendas de la región".

 

 

La portavoz ministerial informó también de que la caída del meteorito no influyó en los niveles de radiación, que se mantienen dentro de los parámetros habituales para la región.

 

 

El primer ministro ruso, Dimitry Medvedev, hablando en el foro económico celebrado en la vecina región de Krasnoyarsk, consideró la caída de un meteorito "un símbolo del foro". "Espero que no habrá consecuencias graves, pero es una demostración de que no sólo la economía es vulnerable, nuestro planeta también", comentó.